slider

Free dmv practicle tests
Just like the real thing. Better that the handbook.

Alaska

Alaska es uno de los cincuenta estados que, junto con Washington D. C., forman los Estados Unidos de América. Su capital es Juneau y su ciudad más poblada, Anchorage.

Está ubicado en el extremo noroeste de América del Norte, en la región Oeste del país, división Pacífico. Limita al norte con el océano Ártico, al este con Canadá, al sur con el océano Pacífico y al oeste con el mar de Bering (océano Pacífico). Con 1 717 856 km² es el estado más extenso del país y el séptimo del mundo, por detrás de República de Sajá (Rusia), Australia Occidental, Krai de Krasnoyarsk (Rusia), Groenlandia (Dinamarca), Nunavut (Canadá) y Queensland (Australia); con 710 231 habitantes en 2010, el cuarto menos poblado —por delante de Dakota del Norte, Vermont y Wyoming, el menos poblado— y con 0,41 hab/km², el menos densamente poblado. Fue el penúltimo en ser admitido en la Unión, el 3 de enero de 1959, como el estado número 49, solo antes que Hawái.

Alaska recibe el nombre del vocablo aleutiano alyeska o alaxsxaq, que significa “tierra grande”, o más literalmente, “el objeto contra el que la acción del mar es dirigida”. La bandera de Alaska representa, sobre fondo azul, las estrellas que forman la constelación de la Osa Mayor y, en la esquina superior derecha, la estrella polar.

Estados Unidos trató, durante las primeras décadas del siglo XX, de mejorar las comunicaciones (sobre todo para conectar Alaska con el resto de los Estados Unidos por ferrocarril), y promover la colonización del valle de Matanuska. Sin embargo, la Segunda Guerra Mundial y las batallas navales en las islas Aleutianas con Japón cambiaron el rumbo de la política de los EE. UU. en los asuntos de Alaska. Así, en 1942, se construyó en meses una carretera de comunicación (la Autopista Alaska) para garantizar la defensa del Territorio de Alaska, a la vez que establecieron nuevas bases militares (por ejemplo, de radares) y se promovieron asentamientos civiles. El final de la guerra mundial y el comienzo de la Guerra Fría aceleraron la necesidad de integrar este territorio a la Unión.

El 30 de marzo de 1867, Estados Unidos compró Alaska del Imperio ruso, por 7.200.000 dólares.4 En 1959, Alaska fue finalmente aceptada como el 49º estado de los Estados Unidos de América.

El descubrimiento de yacimientos petrolíferos ha permitido un enorme crecimiento económico en Alaska durante las últimas décadas, pese al aislamiento geográfico y a las duras condiciones de vida. El mayor hito de su desarrollo ha sido la construcción, a partir de 1974, del Trans-Alaska Pipeline, un oleoducto de 1.269 km que une la Bahía Prudhoe con el puerto de Valdez. Pero el petróleo también ha sido el origen de ciertos desastres, como el accidente ocurrido en 1989 cuando el superpetrolero Exxon Valdez encalló en las aguas de Alaska y provocó una marea negra que ha sido calificada como uno los mayores desastres ecológicos de la historia, el desastre del Exxon Valdez.

Alaska es uno de los dos únicos estados que forman Estados Unidos, junto a Hawaii, que no limita con otro estado del país y también el único estado no contiguo de Estados Unidos en Norteamérica continental. También es el estado más extenso, con una superficie total de 1.717.854 km². Otro de los hitos del enclave estadounidense es el monte McKinley, la cima más alta de toda Norteamérica, con 6.194 metros de altitud. Su capital, Juneau, aunque está situada en tierra firme del subcontinente norteamericano, es inaccesible por tierra, ya que ninguna carretera conecta Juneau con el resto del sistema de autopistas estadounidense.

El estado está rodeado por el territorio de Yukón y la Columbia Británica, Canadá al este; el golfo de Alaska y el Océano Pacífico al sur; el mar de Bering, su estrecho correspondiente y el mar de Chukchi al oeste; y el mar de Beaufort y el Océano Ártico al norte. Alaska está dividida en tres grandes regiones: las montañas del Pacífico, el interior y la zona ártica septentrional. Las montañas del Pacífico ocupan toda la costa meridional, mientras que en la región interior se extiende el río Yukon junto a sus afluentes en unas vastas mesetas. La zona ártica septentrional, por su parte, está ocupada por la cadena de Brooks.

Las coordenadas sobre las que se localiza la ciudad de Anchorage, 61,2 grados Norte (Latitud) y 149,9 grados Oeste (Longitud), la han llevado a ser el centro de operaciones más importante del mundo sobre cargas aéreas.

Dos de los puntos más importantes de la geografía de Alaska son las Islas Aleutianas y el Parque nacional de Denali. Las Islas Aleutianas se hicieron tristemente célebres por ser escenario de la propia Batalla de las Islas Aleutianas que tuvo lugar durante la Segunda Guerra Mundial. El archipiélago posee una superficie de alrededor de 37.800 km²; la mayor parte pertenece a Alaska y el extremo oeste es zona rusa. En este archipiélago, donde destaca la isla de Unalaska, viven cerca de 16.000 habitantes, la mayoría esquimales aborígenes. El Parque nacional de Denali es una de las zonas vírgenes más importantes del continente, con una superficie de 24.585 km². En él pueden encontrarse todo tipo de ejemplares de la flora y fauna del estado como el carnero de alaska, el caribú, el alce, el oso grizzly o el lobo.
El clima presenta diferentes tipos, según la región. La costa occidental posee un clima oceánico, mientras que el resto del estado presenta un clima continental y ártico.

En Juneau, la capital, y en la mitad sureste el clima es oceánico, mientras que es ártico en la mitad norte. En general, esta zona es la más húmeda y cálida, a la vez, de Alaska con suaves temperaturas en invierno y altos niveles de precipitación a lo largo del año. El clima de Anchorage, la ciudad más poblada de Alaska, y de la parte central y sur del estado es suave debido a la proximidad del mar. El clima del oeste de Alaska está determinado por el mar de Bering y el golfo de Alaska. En el suroeste se da un clima subártico oceánico y en el norte es subártico continental.

El clima en el interior de Alaska es verdaderamente extremo. Algunas de las temperaturas más cálidas y frías tienen lugar en el área de Fairbanks. Los veranos pueden albergar hasta 30 °C, mientras que en invierno las temperaturas se desploman hasta alcanzar -46 °C. Las temperaturas máximas y mínimas históricas registradas en Alaska se dieron en el interior. Las máximas alcanzaron 38 °C en Fort Yukón, el 27 de junio de 1915. Curiosamente esta temperatura está registrada como la máxima más baja de los Estados Unidos y tuvo lugar en Pahala, Hawaii.7 8 Por otra parte, la temperatura mínima más baja de Alaska se produjo el 23 de enero de 1971, con -62 °C en Prospect Creek.

Gunter Weller, director del Centro Fairbank para Investigación del Cambio Global y de Investigación del Sistema Ártico, de la Universidad de Alaska, aseguró que las temperaturas medias en Alaska han subido tres grados centígrados en 30 años, y aproximadamente el doble en invierno. Las autoridades estatales están alertando del más que probable efecto que el cambio climático tendrá sobre la seguridad ciudadana. Un ejemplo de ello son las carreteras estatales, que discurren sobre el permafrost, que se está descongelando velozmente. El oleoducto trans-Alaska, que utiliza soportes verticales, está viendo mermada su estabilidad sensiblemente.

Los primeros pobladores de Alaska fueron grupos nómadas que provenían de Asia que cruzaron el Puente de Beringia y alcanzaron lo que actualmente es el oeste de la península de Alaska. La mayoría, si no todos, los pueblos “nativos americanos” provienen de gente que cruzó el estrecho de Bering antes de emigrar hacia el sur del continente. El primer contacto de exploradores europeos con los habitantes de la región lo tuvieron los exploradores rusos que contactaron con el pueblo Inuit y otros pueblos nativos.

El nombre de “Alaska” proviene de la palabra aleutiana alaxsxaq, que significa literalmente “el objeto contra el que la acción del mar es dirigida”

La mayoría de la historia documentada de Alaska proviene de la colonización europea, empezando por el navegante danés al servicio de la Armada Rusa, Vitus Bering, que alcanzó Alaska a bordo del San Pedro en el transcurso de la Segunda expedición a Kamchatcka. Sin embargo, el primer europeo que alcanzó las costas de la región fue el ruso Aleksei Chirikov, que navegaba en la expedición de Bering al mando del San Pablo, cuando llegó el 15 de julio de 1741 al lugar en el que hoy se encuentra la ciudad de Sitka. La Compañía ruso-americana pronto empezó la colonización de la costa y en los años 1790 ya había asentamientos en la región. La principal actividad en la zona era la caza de nutrias, aunque la colonia no fue nunca rentable debido al elevado coste de los navíos necesarios para ello. Aunque en principio el contacto con los nativos fue cordial, pronto se produjeron encuentros violentos, que unidos a las enfermedades transmitidas por los europeos, exterminaron a cuatro quintas partes de la población nativa. El primer asentamiento permanente por parte de Rusia se estableció en 1784, cuando Grigori Ivánovich Shélijov fundó una colonia en la isla de Kodiak, en la Bahía de Three Saints Bay, hoy base naval estadounidense. En 1790, Shélijov alquiló los derechos de caza a Aleksandr Baránov, quien trasladó la colonia a la actual ciudad de Kodiak, aunque viendo la posible llegada de exploradores y cazadores europeos, trasladó la capital a Nuevo Arcángel que se convirtió en la ciudad de Sitka. El 24 de septiembre de 1794 llegaron a la Isla Kodiak ocho monjes ortodoxos, dirigidos por el archimandrita Ioasef, su misión era evangelizar a los indígenas y expandir el cristianismo ortodoxo, religión oficial de Rusia.

Los españoles reclamaron los derechos que la bula Inter Caetera les daba sobre la costa oeste de Norteamérica, que incluía Alaska. El rey Carlos III de España organizó varias expediciones a la región para intentar colonizarla. Las expediciones de Bruno de Heceta y Alejandro Malaspina han dejado algunos topónimos en la región, como el Glaciar Malaspina y las ciudades de Valdez y Cordova. También los británicos siguiendo el ejemplo de la corona española, enviaron exploraciones a la zona, como las de James Cook o George Vancouver.

En 1799, Nikolái Rezánov compró los derechos de explotación de las pieles al zar Pablo I de Rusia y creó la Compañía ruso-americana (ruso:Русско-американская компания). La sobreexplotación del territorio llevó a un enfrentamiento entre los colonos y los nativos, cuyo acontecimiento más destacado es la Batalla de Sitka de 1804.

En 1867, el Secretario de Estado estadounidense William H. Seward llevó a cabo la compra de Alaska a Rusia por 7,2 millones de dólares estadounidenses. La falta de efectivo de Rusia (en una situación financiera complicada) y el temor a perder el territorio en algún conflicto futuro con sus rivales británicos, impulsó al zar Alejandro II a vender el territorio a los Estados Unidos tras el fracaso en la Guerra de Crimea. La compra se hizo efectiva el 18 de octubre de 1867, hoy recordado como el Día de Alaska. Aunque la compra recibió duras críticas en el momento de producirse, popularmente conocida por los estadounidenses como la “Locura de Seward”, “Nevera de Seward” o “Parque de los Osos Polares de Andrew Johnson”, ya que parecía imprudente gastar tanto dinero en una región tan remota. Pero finalmente se vio como un negocio ventajoso gracias al descubrimiento de oro en Yukón así como de petróleo. En la década de 1890, los territorios de Alaska y Yukón sufrieron una explotación de sus minas debido a la fiebre del oro, conocida como fiebre del oro de Klondike, nombre del principal yacimiento, y continuaron siendo explotadas aún cuando las reservas auríferas disminuyeron. Los principales asentamientos se establecieron en Juneau, Nome y Fairbanks. Sin duda, ésta fue una negociación que los rusos lamentaron toda su vida. Habían perdido un territorio en América del Norte.

En los primeros tiempos de dominación estadounidense, el ejército, la marina y el servicio de aduanas se hicieron cargo del control de la región, pero la llegada de colonos obligó a cambiar el sistema de administración. En 1884 se nombró un Gobernador, y en 1906 se eligió un representante en el Congreso de los Estados Unidos, aunque sin derecho a voto. Ya en 1912, se declaró a Alaska como Territorio de los Estados Unidos, con un congreso y gobierno propio, y con su capital en Juneau en detrimento de Sitka, que había sido la capital de la Alaska rusa. Durante la Segunda Guerra Mundial, Alaska fue escenario de la Batalla de las Islas Aleutianas entre las tropas aliadas y Japón, y durante el conflicto se mejoraron las infraestructuras para facilitar la defensa del territorio, como con la construcción de la Autopista Alcan. Tras el final de la Segunda Guerra Mundial y el comienzo de la Guerra Fría se aceptó la entrada de Alaska en la Unión. El presidente de los Estados Unidos, Dwight David Eisenhower firmó el 7 de julio de 1958 el Acta estatal de Alaska (Alaska Statehood Act en inglés), que abrió el camino para que el 3 de enero de 1959, Alaska se convirtiera en el estado 49 de la unión.

El 27 de marzo de 1964, Viernes Santo, Alaska sufrió los efectos de un terremoto (conocido como “Terremoto de Viernes Santo”) de 8,5 grados de magnitud en la escala Richter, y que acabó con la vida de 131 personas y que arrasó muchas poblaciones de la región. Sin embargo, en 1968 se encontró petróleo en la región, y tras la construcción del oleoducto Transalaskiano (Trans Alaskan Pipeline) en 1977, los ingresos debidos a la explotación de los pozos petrolíferos contribuyeron a que la población se restableciera y a que se reconstruyeran las infraestructuras. En 1989 se produjo una nueva catástrofe al encallar el petrolero Exxon Valdez en el estrecho del Príncipe Guillermo, y verter al mar entre 42.000 y 130.000 metros cúbicos de crudo, lo que afectó unos 1.600 km de costa. A fecha de 2007, más de la mitad del territorio del estado es propiedad del Gobierno Federal, y la explotación de las reservas de petróleo en el territorio aún sin haber sido explotadas por la mano del hombre es tema de debate, ya que el Refugio Nacional de vida salvaje en el Ártico podría verse afectado.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5.00 out of 5)
Loading...Loading...

Need translate

OUR PARTNERS